Política en la Edad Media – Organización política y sus caracteristicas

Cuando hablamos de la política en la Edad Media, inmediatamente solemos escuchar sobre el feudalismo y de cómo los ricos gobernaban con facilidad a la clase baja. Pero como pasa con frecuencia, a veces la realidad hace falta verla desde otro Angulo.

Ciertamente la Edad Media no se caracterizó en absoluto por su sistema demócrata o la participación ciudadana, pero hay varios contrastes que hay que explorar, para entender por qué la razón del panorama político medieval.

Organización política en la edad media

La organización política en la edad media, paso principalmente por tres etapas fundamentales. El dominio de la iglesia en la Alta Edad Media, seguido de la lucha de poderes del feudalismo, la corona y la cruz en la plenitud de la Edad Media, finalizando con el dominio eclesiástico a inicios de la baja edad media y su posterior declive.

Política en la alta edad media

Política en la Alta Edad Media
San Agustín

Cuando hablamos de la fase política en la Alta Edad Media, nos referimos claramente a la organización de los individuos luego del declive del impero romano en occidente. A raíz de este acontecimiento, cuando la luz de la edad antigua se extingue, la población quedó bajo la ruina económica y sin una dirección fija que seguir.

En este punto la iglesia, que sobrevivió al derrumbe del imperio seria quien ostentaría la tutela de occidente para entonces, haciendo las veces de la suma guía del estado. Esto ocurre a partir de que San Agustín, escribiera su obra “La ciudad de Dios”. En esta obra, explicaba que el Estado debía encargarse de la legislación física o ser la “fuerza”, mientras que la iglesia debía ser la guía moral del imperio.

De esta manera, el Estado se encargó de ser la mano de la iglesia, quien buscaba imponer las leyes morales de los hombres. Fue así como en un comienzo, la política medieval era caracterizada la religiosidad, siendo el Estado quien se aseguraba que las normas eclesiásticas se cumplieran.

Sobre todo, podemos destacar que los lideres eran convertidos en cristianos glorificados, los cuales servían a un bien superior a ellos mismos. Encargados de traer la paz y la salvación de las almas a los rebaños.

Política en la plena Edad Media

Edad Media Politica
Feudalismo en la edad media

En el espacio que encontramos entre la Alta y Baja Edad Media “el centro del centro”, la política se caracterizó principalmente por poseer motivaciones económicas. Para entonces, la población sufría enormemente el poco desarrollo económico y monetario a raíz de la caída del imperio.

Por tal razón, los pobladores se volvieron campesinos y solían vivir de su trabajo en la tierra y de realizar trueques. A raíz de esto, quienes podían contratar soldados y caballeros personales, se declaraban dueños de las tierras en la que vivía la clase más baja.

De esta manera, a cambio de protección y asilo en sus tierras, estos “gobernantes” exigían a cambio gran parte de los bienes que conseguían los campesinos al trabajar la tierra.

Este modelo feudal se extiende por toda Europa, la cual queda dividida en todo tipo de feudos. En estos pequeños estados, donde la corona real difícilmente penetraba, los señores feudales o gobernantes eran quienes imponía las leyes a su antojo y conveniencia. Representando poderío político autoritario, en base al apoyo de los caballeros medievales y ejércitos mantenidos por la clase alta.

Finalizando este periodo, la corona poco a poco va ganando fuerza. De esta manera matrimonios políticamente arreglados, la evolución del vasallaje entre clases y la necesidad de relaciones más estrechas con fines económicos, fueron uniendo los feudos. Estos permanecían siendo pequeñas zonas políticamente autónomas, pero solían responder en ocasiones a la corona.

Política en la Baja Edad Media

Política en la baja edad media
Tomás Aquino

Nada más entrando en la Baja Edad Media, nos encontramos que la lucha de poderes por ver quien establece las normas y se queda con el poder político de occidente va encabezada nuevamente por la iglesia.

Se debe destacar que, llegado a este punto, encontramos a las primeras universidades. Estas instituciones se basaban en un modelo filosófico teocentrista o sumamente religioso. De esta manera nacen autores que hablan sobre la organización que debería tener el Estado, como Tomás Aquino.

San Tomás Aquino, escribió principalmente sobre los tiempos de leyes, en los cuales destaco que teníamos las leyes humanas, las de la naturaleza y las de Dios. Siendo la última de ellas la más poderosa e indiscutible, por lo que debía ser el Papa quien ostentara la guía del Estado.

A pesar de su antigüedad (del siglo XIII), esta idea sostendría los principios de la evolución política occidental hasta el siglo XVI. Por un periodo de tiempo limitado, la iglesia recobra un poder sobresaliente sobre la política medieval.

Aunque esto no sería eterno, ya que este periodo en específico representaría grandes cambios en la economía, traduciéndose en una evolución cultural significativa para el hombre medieval, quien daba sus primeros pasos a la época iluminada. Donde una nueva clase social naciente denominada “burguesía”, le daría un carácter más plural a la política, que comenzaría a mostrar rasgos parlamentarios.

No sería hasta que Felipe IV de Francia, se propusiera acabar con la rueda de poder y unificar un nuevo impero. Terminando con el dominio feudal y las pretensiones al poder político de la iglesia. Derrotó militarmente a los feudos, a quienes iba absorbiendo estratégicamente en guerras legendaria.

Felipe IV de Francia en la política medieval
Unificación del Estado por Felipe IV

Finalmente, consolida todo el impero en una sola bandera, estableciendo la sede papal dentro de Francia. De esta manera la política inicia sus primeros pasos a la consolidación del Estado Moderno.

Pensamiento político en la edad media

El pensamiento político de la Edad Medieval como se pudo observar entonces, se basó principalmente en una lucha de potestades. Mientras las grandes mentes buscaban establecer quien tenía el derecho de gobernar sobre los hombres.

Mientras la clase baja, aceptaba con frecuencia el gobierno impuesto por el poder político gobernante de turno, ya fuera la corona, el señor feudal o la cruz. Iniciando particularmente por la falta de estudio formal y la poca participación que tenía la clase social baja.

Características de la política en la edad media

En resumen, nos podemos encontrar que las características de la política en la edad media más relevantes son:

  1. Marcado carácter religioso y moral
  2. Autoritarismo por supuesto derecho a gobernar
  3. Constante opresión de la clase baja
  4. Feudalismo arraigado
  5. División sin precedentes del territorio
  6. Poca evolución en largos periodos históricos
  7. Alta sensibilidad a estímulos económicos

Espero de corazón te agrade nuestro análisis sobre la política en la Edad Media, estamos abiertos a comentarios y debates, así que coméntanos tus opiniones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *